Vivimos en una sociedad en la que hemos sustituido a Dios por otros “dioses” totalmente superficiales. El dinero es uno de ellos. 
Cortometraje
Drama
2 minuto, 27 segundos